Apuntes sociológicos III: el viajero desvalijado

...hay que ver lo que provoca efectivamente en el viajero la infiltración turística en su universo. Un espejo se quiebra. No solamente roban su territorio, sino que además violan su identidad. Fin de un privilegio, lo que profana es fundamentalmente su intimidad. El mundo egocéntrico y solitario del viajero estalla como una pompa de jabón pinchada por la indiscreción del intruso. La democratización del viaje es odiosa para el viajero. No solamente vulgariza el mundo (desde ahora conocido o con posibilidades de ser conocido por la mayoría), sino que además lo convierte en un mercadillo profano.
El idiota que viaja, Jean-Didier Urbain (1993)

No hay comentarios: